Comentarios

¿Qué colores debes elegir para una decoración inspirada en las vacaciones?

¿Qué colores debes elegir para una decoración inspirada en las vacaciones?

Para una decoración inspirada en las vacaciones, visualice el universo que más le convenga. Lo ideal es elegir los colores de acuerdo a sus deseos. De este modo, puede crear una atmósfera de verano durante todo el año en su interior. Junto al mar, en el campo o en las montañas, imagine una decoración que lo transporte a un mundo de ensueño, sin salir de su hogar.

Una decoración junto al mar

Rejuvenece en torno a azules brillantes y refrescantes. En su interior, encuentre sus recuerdos de vacaciones. Vestida de azul, la decoración adquiere la apariencia de una casa junto al mar, como una casa en la arena, se ilumina alrededor de paredes de color azul añil y muebles de madera flotante. Componga el estilo costero alrededor de este espíritu de cabina con elementos decorativos en armonía con el medio ambiente. La mesa de café y el espejo se distinguen por una estructura en madera flotante blanqueada, mientras que la tela para el sillón y el sofá contrasta con sus vivos colores azulados. Una cómoda vestida de colores que oscilan entre azul, verde y marrón está acompañada de pequeños objetos decorativos habitados por este universo marítimo. Las paredes de color azul claro, la alfombra azul y las telas grises naturales sumergen su interior en un mundo de creatividad entre el cielo y el mar.

Un interior bajo el signo del campo.

Para todos los amantes de la vegetación, los grandes espacios y la tranquilidad, adopte el estilo de la casa de campo en su interior. Redescubre la dulce vida del campo. En tonos de verde y azul, su decoración se transforma en un verdadero remanso de paz entre la inspiración del país y el interior acogedor. Cálido y amigable, el espíritu de la casa de campo seduce con sus suaves tonos y materiales. En un estilo tierno e intenso, vea la vida en verde. Los muebles adquieren color para dinamizar la decoración. En turquesa, azul grisáceo, verde anís o blanco, los muebles se imaginan en colores originales y ácidos. Alrededor de la chimenea, coloque un sillón en lino blanco y luego armonice el conjunto con una mesa con un aspecto envejecido en el color de su elección: azul, verde o blanco. Una decoración de campo está inspirada en la naturaleza, no dude en alabarla invitando flores a la ropa de cama. Esta nota rústica suavizará su interior. Luego agregue un banco, que recuerde un estilo atemporal de antaño. Su pintura marfil y el color de lino natural evocan la naturaleza en su simplicidad.

"Hogar, dulce hogar" en las montañas

Con un espíritu de chalet, auténtico y tradicional, imagina un ambiente íntimo y cálido. Para muebles, el material cálido como la madera se puede combinar perfectamente con colores como el rojo y el blanco. En tonos de rojo, verde o blanco, piel de cabra o piel para sillones y taburetes, el aspecto del chalet calienta inmediatamente la atmósfera. Por lo tanto, juegue con las asociaciones de colores y materiales brillantes para traer un poco de Megève a su interior.